La postura de meditación

Una de las preguntas más frecuentes que se hace aquel que comienza en la aventura de la meditación es cuál es la postura de meditación correcta. Si bien puede haber variaciones dependiendo de la tradición o de la zona geográfica donde se encuentre el practicante, la postura de los Siete puntos de Vairochana puede considerarse como la aceptada por la mayoría como correcta y adecuada.


En general en toda meditación se debe buscar la tranquilidad de la mente, por lo que si la postura nos provoca malestar o intranquilidad mental, deberemos de tomárnoslo con calma e intentar empezar con posturas que nos proporcionen cierta comodidad para poder aguantar el máximo tiempo posible para ir poco a poco mejorando todos los aspectos y llegar por fín a la postura correcta. Es importante al mismo tiempo recordar que una excesiva comodidad en la postura puede llevarnos a estados de somnolencia, por lo que buscaremos un equilibrio entre comodidad y estado de alerta.


La postura de Siete puntos de Vairochana comienza sentándonos sobre un cojín con las piernas cruzadas en la posición de loto o semiloto según nuestra facilidad para obtenerla. (La posición de loto consiste en cruzar las piernas colocando cada pie encima del muslo contrario).

Una vez cruzadas las piernas prestamos atención a la espalda para conseguir alinearla lo más recta posible.

Esto provocará que nuestra cabeza se incline levemente hacia adelante con lo que mantendremos la mirada suavemente hacia el suelo y observando aproximadamente a la altura de la punta de la nariz.

Los hombros deben permanecer rectos y alineados a la misma altura.

Los brazos en círculo deben encontrarse unos cuatro dedos por debajo del ombligo, colocando las manos con las palmas hacia arriba y apoyando la mano derecha sobre la izquierda, tocándose levemente los pulgares.

La boca y la mandíbula deben estar relajadas y la lengua debe tocar la parte interna del paladar superior, justo detrás de los dientes.

Nuestra actitud debe ser muy relajada pero al mismo tiempo totalmente alerta.

A todos los que os iniciais en la meditación, os deseo una buena práctica y la constancia necesaria para poder obtener los logros que os lleven a alcanzar la Iluminación